Error
  • insufficient image data in file `/home/razacom/public_html/cache/preview/f1ad5e2f864902a271cf9e2f0795cf28.jpg' @ error/jpeg.c/ReadJPEGImage/1156

BANQUETAZO, primer bocado

Miércoles, 01 de Enero de 2020 18:00 Oscar Salas ECLÉCTICA - El Espectador
Imprimir PDF
insufficient image data in file `/home/razacom/public_html/cache/preview/f1ad5e2f864902a271cf9e2f0795cf28.jpg' @ error/jpeg.c/ReadJPEGImage/1156

BANQUETAZO, primer bocado

Sin “Sarah Josepha [si tuviera el valor]”, de Luis Santillán, el banquete teatral presentado por Imaginartes Compañía habría sido igualmente disfrutable en el Museo de la Ciudad de Querétaro del 9 al 14 de diciembre. El montaje de Jean-Paul Carstensen que conocí en El Jacalón de la FBA-UAQ (http://www.raza.com.mx/eclectica/el-espectador/4768-la-antigueita-de-2015) había sido superado, me dijo un admirado maestro de esa facultad, también muy acertado director y actor. Igualmente había recibido dos distinciones por su presentación en la Muestra Estatal de Teatro. Posiblemente este doble mérito  —segundo lugar para representar al teatro queretano en la zona cultural centro-occidente de México y el reconocimiento de mejor actriz para Roja Ibarra por su interpretación del personaje que lleva el nombre de la obra—  le valió para inaugurar el evento artístico organizado por sexta ocasión consecutiva a instancias de la compañía representada por el actor Carlos Vera, sustituyendo a Rodrigo Canchola de los Cobos, cofundador, con Sotero Castrejón, del ensamble escénico.  sarah1

Con tal apreciación y valoraciones acudí expectante a presenciar el VI Encuentro Imaginartes en el foro de usos múltiples del citado recinto. Sí, pequeñas mejoras y cambios hacen casi una transformación, pero la narración pesa tanto, o casi, como la acción, y ésta, la transformación del texto en hechos, es la que hace al teatro, por lo menos el que me atrae y me ha plantado frente al escenario por más de cuarenta años. Difícil pasar por alto la desaparición de todo rasgo de lectura dramatizada. Las malosas malandrinas descartaron de su comportamiento trasgresor o destramposo el aseñoritarse con un arreglo personal exhibicionista y recargado, que distraía un tanto de la trama y tema del texto, o por lo menos de su interrelación abusiva y sobajante de Sarah Josepha, a quien toman por su ‘cochinita’. Era un desempeño que jalaba mucho la trama hacia su cinismo desvergonzado que provocaba la expectación hasta dónde llegaría su osadía mala-onda, desviándose del tema denunciado en el subtítulo: “Si tuviera el valor”. Con estas mejoras, protagonista y antagonistas aparecen más cercanas, en una misma contemporaneidad. También advertí cierto apagamiento de la personalidad de Daniela Salas como Alba. Tan solo los espejuelos la realzaban y le daban una supremacía sobre Sarah Josepha, de suyo un personaje apocado o debatiéndose en su apocamiento. Así sobresale más Alba por sus conjeturas y argumentaciones prácticas para sacar a Sarah Josepha de su fantasía medrosa. Destaca más el personaje protagónico con su personalidad conflictuada; es más accesible el conflicto que tanto la retiene hacia la ilusión amorosa empantanada en el romanticismo. Es más claro un empantanamiento construido con moralina y prejuicios reprimentes. sarah2

Bravo por tanto progreso, pero es demasiado el peso del discurso  —ya la narración, ya el fluir de conciencia—  sobre el de la acción, aunque en el primero vaya el debatimiento de Sarah Josepha consigo. El decir no es acompañado por sucesos escénicos, o no los suficientes para mejor conocer la trama del texto, sin que se trate de ilustrar éste. Para el cierre entendí un final conciliatorio, incluso comprensivo, entre la protagonista y sus antagonistas, resultando un final cerrado, casi aleccionador y un tanto feliz de amor universal. Si este entendimiento es correcto existe una traición al texto, pues propone únicamente la superación por parte de Sarah Josepha de sus aprehensiones, dejando incluso abierto qué hará con tal liberación, pues ni siquiera se sugiere que la dirigirá a la concreción de sus ilusiones amorosas más inmediatas. La trama empieza y termina en Sarah Josepha, teniendo valor, sin ninguna anticipación a partir de esta satisfacción y contento consigo misma.

 

{gallery}galerias/espectador020120{/gallery}

Commentarios:

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

MAS "ESPECTADOR"

Simpleza teatral y no tanto

Simpleza teatral y no tanto
No es su mero mole, sino uno de sus moles más moles de los Cómicos de la Legua: el teatro clásico español. Han repuesto La fablilla del secreto bien guardado por enésima vez, y por igual repetición les ha quedado delicioso el programa que actualmente tienen en cartelera. Con cómicos

La antigüita de 2015

La antigüita de 2015
Probablemente presencié una puesta en escena en proceso, aunque no me extrañaría que el director Jean-Paul Carstensen dijera que cada función es un proceso, en este caso única, el viernes 14 de diciembre, de “Sarah Josepha”, de Luis Iván Santillán Ortega, en El Jacalón de la FB

La legislatura, la mierda y el doble clic al recuerdo

La legislatura, la mierda y el doble clic al recuerdo
Ya decía el dramaturgo juarense en la primera entrega de la plática sostenida el domingo 15 de febrero: Los políticos hablan de lo que no conocen. http://www.raza.com.mx/eclectica/el-espectador/2157-un-dramaturgo-juarense-frente-al-imperioNo puedes hablar del hambre si no la has conocid

Lo suficiente y necesario

Lo suficiente y necesario
Dramatizar el enamoramiento juvenil, con sus escarceos, sus suposiciones, sus alejamientos, sus reconvenciones, malentendidos, incomprensiones, equivocaciones, rompimientos, in y exculpamientos, reconciliaciones; caricias y arrumacos intensos, inopinados, suele habitar los pinitos creativo

Referentes memorables

 Referentes memorables
  Muy entrañable me resulta “El árbol”, de Elena Garro y esto viene a cuento con la adaptación de Omar Alain Rodrigo que ha estrenado el grupo Espektros el viernes 4 de marzo en el Museo de la Ciudad. Con esta obra tuve feliz noticia de cuatro artistas muy de tomar nota. La p

Sapiencia demencial

Sapiencia demencial
Los tres catres solo pueden ser de utilería, nadie yacerá en ellos, están muy chuecos y parecen muy endebles, construidos con material de desecho, ergo, se trata de sugerir un dormitorio colectivo falto de mantenimiento. También es visible una pequeña mesa cuadrada con carácter de es

MAS QUE VER

MAQUILLAJE: el remedio para las enfermedades de la piel

Una compañía estadounidense de cosméticos ha difundido en Internet dos videos con las i

Leer más
“Human Centipede 3”: una de las películas más desagradables de la historia

  El director Tom Six ha creado una de las sagas más desagradables de la historia del

24-06-2015
Leer más
¿Por que los luchadores usan mascara?

El sello característico de la Lucha Libre mexicana es la máscara. Estos diseños que por

Leer más

EVENTOS PARA HOY

¿QUE HAY EN EL CINE?

RAZA EN FACEBOOK

Encuesta

¿QUE TIPO DE PERSONALIDAD TIENES?