Reanimante a pesar de la reiteración

Miércoles, 09 de Diciembre de 2015 18:00 Oscar Salas ECLÉCTICA - El Espectador
Imprimir PDF

Reanimante a pesar de la reiteración

Tuve la fortuna de conocer “Generación X”, del dramaturgo juarense Edeberto Galindo, en el foro del Museo de la Ciudad de Querétaro, porque me dice el actor Carlos Contreras que el estreno sucedió en la Casa del Faldón, en un espacio abierto, eufemismo de ‘a la intemperie’, en una área bardeada. En el espacio cerrado fue posible apreciar , durante la Sexta Cruzada Central por el Teatro, la puesta en escena dirigida por Leonardo Kosta con la iluminación de Fernando Flores que convierte al escenario casi en otro protagonista, pues siendo un trabajo unipersonal contribuye mucho a la fijación de la atención por parte del espectador, además del misterio que representó la iluminación de un objeto en el centro del escenario.

generacion1Muy pronto César me llevó a recordar a “Carlitos”, de Adrián Vázquez, conocido en el mismo foro con motivo de una Jornada de la Joven Dramaturgia, por esa recreación infantojuvenil carente de chabacanería y ñoñería, en un tono de narración-plática que casi hace olvidar que estamos presenciando una actuación. Es muy fácil para los espectadores hombres sentirnos representados y/o repetidos por César, estudiante arrollado por el vendaval de la adolescencia. 

Aquí el autor mucho nos regresa a “Curva peligrosa”, también de su autoría, en cuanto a las dudas, temores, inseguridades, ignorancias, suposiciones para acercarse, siquiera, a Leticia la condiscípula que le hace parecer a César que el corazón le ‘iba a explotar como un pinche petardo’. Situación muy cercana también la experiencia del beso y el aprender a besar que va de la erupción volcánica a la precipitación abismal en acantilado. Volvemos a conocer la lealtad dentro de la amistad-compañerismo comprometida, casi juramentada, mediando la palabra de viva voz, incluso con el riesgo del bien estar y la seguridad personales.

generacion2Si bien en “Curva peligrosa” el acecho existencial es metafórico: la adolescencia, en “Generación X” es totalmente una realidad: hay muertos contantes y sonantes como nos contados en la nota roja del amanecer al anochecer. Si en la primera obra no se prevén límites para acometer la vida, la existencia, los ideales o lo que pudiera tomar su lugar; en la segunda la precariedad y la decadencia zanjan alternativas: plata o plomo, o una situación muy cercana a lo mismo, esa que ha llevado a muchos jovencitos a preferir una vida de cinco años como rey que cincuenta como mendigo. En “Generación X” la preparación profesional es una pérdida de tiempo: para vender hotdogs está de más una licenciatura, salvo por la satisfacción de haber podido entrar a la universidad, aunque un mil-usos requiera más mañas que conocimientos: botarga del Simi, acosador telefónico pa’vender tarjetas de crédito, vendedor de CDs piratas, porque después de encontrar el valor de x no es cierto que pueda encontrar cualquier cosa, menos una ocupación y un ingreso decoroso. 

generacion3La iniciativa privada… de escrúpulos, del compañero que abandonó los estudios en la secundaria le permite la ostentosidad y ofrecerle una oportunidad para lo mismo a César. Para ser sicario solo se necesitan huevos y desprecio, o al menos indiferencia, por la vida de cualquier güey. Cuando el protagonista levanta, empuña, ese objeto misterioso que por fin se define como un revólver, se oye un disparo y queda en el lugar que ocupaba el objeto indefinido. (Ha sido indefinido porque la verdadera delincuencia cambió de manos la pistola que utilizaba Carlos Contreras en la representación: nuevamente la realidad había superado la ficción.) Al repasar la posibilidades ocupacionales el autor no pierde la oportunidad para la autoburla: “En el mejor de los casos podría convertirme en escritor o morir de hambre, pero eso sí, con un chingo de dignidad, o ser profesor en la misma Facultad de Filosofía y Letras, y en el último de los casos encontrar un empleo de archivista o bibliotecario.” Una mofa similar apuntó antes el autor en “Filos” en el personaje Lenin. 


En “Generación X” Pilo Galindo apunta cuanto está interferida la convivencia mediante la omnipresencia de los recursos cibernéticos que tanto nos enlazan, sobre todo los portátiles: la proximidad de la lejanía con una utilidad o funcionalidad incierta, sobre todo cuando desconocemos hasta los nombres de quienes viven a nuestra izquierda y derecha.

Redondea la sensación de haber presenciado un espectáculo grato, no obstante sus propósitos de denuncia muy reiterados, la inclusión de música y la poesía de Jaime Sabines que respaldan atinadamente la descripción del ámbito y el ánimo o emotividad, primeramente nostálgico y después desesperanzado vivido por César la inclusión de música y poesía. La primera además le permite al joven dispuesto a forjarse la vida mover el esqueleto contagiosamente al ritmo de notas de vallenato y reggaeton, o ritmo similar.

 

Commentarios:

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

MAS "ESPECTADOR"

Curveados

Curveados
Muy grata la primera función de teatro que he presenciado en 2015: Curva peligrosa, de Edeberto Galindo, por parte del novel grupo Artes Parlantes, en el auditorio del Museo de la Ciudad de Querétaro el domingo 25 de enero. En abril de 2011 Manuel Puente Villa, con ene montajes muy acert

Verdadero disparate

Verdadero disparate
No recuerdo que el abuelo le disparara a nadie en el teatrino del mesón de los Cómicos de la Legua, aunque tenía el índice aferrado al gatillo de su inseparable escopeta determinado a perforar a Karol en cuanto lo tuviera a tiro. Según va el decir de las narraciones bélicas y de la c

Festivalismo

Festivalismo
Dos manifestaciones lo han mantenido sino atado, sí ligado a la cordura: la poesía y la música ahora apellidada culta porque clásica, se dice y explica, es cualquiera que permanece con probada perdurabilidad. En cualquier plática y alegato no extraña que suelte no versos sino estrofa

Continuaciones coreográficas

Continuaciones coreográficas
Me supieron o me parecieron continuaciones las funciones de danza contemporánea y baile y canto que presencié en el foro del Museo de la Ciudad de Querétaro y en el Teatro Esperanza Cabrera los días 2 y 3 de diciembre por parte de la compañía Ciudad Interior, de Alejandro Chávez, y

Un misterioso silencio pactado

Un misterioso silencio pactado
Omar Alain Rodrigo interrumpe la argumentación para señalarlo como “teatrero llegado del norte” enumerando diversos puntos de la geografía mexicana en su andar artístico, rematándolos con los seis años en Los Mochis, Sinaloa precedentes a los quince que lleva en Querétaro precis

Encuentros sin culpable

Encuentros sin culpable
Más diversa, muy difícil de empatar la cartelera teatral reciente de la Casa de la Cultura ‘Dr. Ignacio Mena Rosales’, ahora por parte de los grupos Galatsia e Imaginartes, fieles a sus definiciones: el humor mediante la ironía crítica de la contemporaneidad, el primero. El segundo

MAS QUE VER

Dan a conocer datos sobre el “champan mas antiguo del mundo”

Los científicos que han probado y analizado el champán francés de 170 años hallado en

Leer más
Celebran el 125 aniversario del natalicio de Adolf Hitler

La celebración del aniversario de Adolf Hitler por 200 neonazis, ha provocado una ola de

Leer más
Mejor soñar

No sé qué me depara la tarde dominical de este todavía resplandeciente primer día de j

Leer más

EVENTOS PARA HOY

¿QUE HAY EN EL CINE?

RAZA EN FACEBOOK

Encuesta

¿QUE TIPO DE PERSONALIDAD TIENES?